Color blocking: modalidades y cómo aplicarlo

 In Decoración, Tendencias

¡Hola, queridos! Despedimos el verano con una tendencia polémica entre los interioristas: el color blocking. Se trata de una tendencia que viene del mundo de la moda. Consiste en decorar a base de bloques de colores fuertes, a menudo de paletas completamente distintas. Esto afecta a las dimensiones visuales del espacio y crea estancias únicas e irreverentes. ¡Aquí os cuento las tres modalidades que existen y os traigo algunos ejemplos de su aplicación!

color blocking

Vía Pinterest

El color blocking horizontal

Como su propio nombre indica, el color blocking utiliza bloques de color para decorar los espacios. En esta primera modalidad, la más común, se crean líneas horizontales utilizando colores fuertes frente a colores más neutrales. 

color blocking horizontal

Vía Inmyroom.ru y Real Homes

Esta modalidad es muy utilizada para expandir un espacio estrecho. Asimismo, ayuda a acercar visualmente el techo y el suelo, haciendo que las habitaciones con techos altos tengan un aspecto más cálido y hogareño.

color blocking en horizontal

Vía Behance, Natasha Dubovitskaya y equipeceramicas

El color blocking vertical

Otra forma de decorar mediante color blocking es de manera vertical. Esta modalidad tiene la función de elevar la mirada hacia el techo, por lo que es perfecta para estancias pequeñas. Aquí debes evitar colocar muchas líneas estrechas, ya que puede dar una sensación agobiante. 

horizontal

Vía Lokoloko y Dekohi.com

Otra función de esta modalidad es servir de “marco” para otros elementos decorativos. Para ello debes asegurarte de que los colores utilizados son complementarios y no se pisan entre sí.

color block

Vía Architectural Digest

La combinación de las dos modalidades de color blocking puede dar resultados muy interesantes. Si utilizas dos colores vívidos podrás conseguir una estancia vibrante y con zonas muy focalizadas. La ventaja de utilizar el color blocking en tu decoración es que no tienes que añadir muchos elementos, ya que si lo haces los espacios pueden resultar sobrecargados.

color blocking mixto

Vía The Local Project, Instagram (@sixnfive) y vtwonen.nl

El color blocking en accesorios

Si no quieres pintar tus paredes y prefieres optar por una opción más versátil, siempre puedes optar por el color blocking de accesorios y mobiliario. Esta modalidad, facilitada por muchas tiendas al ofrecer ‘packs’ de muebles de la misma tonalidad, concentra la atención visual en aquellos elementos que deseamos destacar.

Vía The Spruce

Recuerda que si optas por esta opción, deberás tener cuidado con las paredes, el suelo y el techo. Los bloques de color en estas áreas deberán ser de colores neutrales o muy suaves. 

Vía Italianbark.com y Transitoinicial.com

Consejos finales

Hay algunas normas no escritas para que el color blocking dé el resultado esperado. Además de tener cuidado con la combinación de colores, como ya he mencionado, es recomendable utilizar números pares a la hora de elegir los tonos. Esto significa que, si quieres combinar varios colores vívidos en una estancia, elijas dos, y utilices un tercero neutro para suavizar. 

Vía Thehousethatlarsbuilt.com y Eclectictrends.com

Por otro lado, una guía útil para conseguir el efecto deseado es utilizar las líneas ya dibujadas. Utiliza bloques ya existentes, como los límites establecidos por los propios muebles, las puertas o las paredes.

Vía Littlegreene.com y Pufikhomes.com

¡Hasta aquí mis consejos y ejemplos sobre el color blocking! La controversia con esta tendencia está servida. Muchos interioristas lo aplican, mientras que otros lo han rechazado de plano. ¿Qué opinas tú? ¿Lo utilizarías para diseñar el interiorismo de tu hogar? 

Diana XX

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies